Berdeak-Los Verdes presenta su política forestal

Ecoticias.com, 26/02/09, 16:41 h

Berdeak-Los Verdes presenta su política forestal avalada por el Director General de Política Forestal de Asturias.

Javier González Lavado, cabeza de lista por Vizcaya de Berdeak ha presentado la política forestal de Los Verdes, acompañado por Joaquín Arce, Director General de Política Forestal del Principado de Asturias cargo de Los Verdes de Asturias, quien ha detallado su gestión en la ejecutiva asturiana en el ámbito forestal.

Bilbao. 26.02.2009. Javier González Lavado, cabeza de lista de Berdeak por Vizcaya, presentó la política forestal de Los Verdes, enfocada a mejorar el patrimonio forestal para proteger el suelo agrícola y avanzar hacia la soberanía alimentaria. El cabeza de lista puso el ejemplo de Asturias donde la Dirección General de Política Forestal, dirigida por Los Verdes, ha puesto las políticas forestales al servicio del medio rural buscando aumentar el empleo rural y garantizar la continuidad de la actividad agrícola y ganadera.

Como contraste, Javier González mencionó el caso del Pagasarri, amenazado por una larga lista de actuaciones publicas destructoras como el reciente plan del ayuntamiento de Bilbao para hormigonar 20 kilómetros de sendas peatonales, la puesta en marcha de Zabalgarbi, la construcción de la Supersur, la cantera de Rezola y la urbanización junto al polideportivo de El fango.

Joaquín Arce, miembro de Los Verdes de Asturias y Director General de Política Forestal en Asturias, nos explica las líneas de acción y los objetivos de la política forestal asturiana. Preguntado por el monte Pagasarri de Bilbao, Joaquín Arce manifestó que «en el norte de la península hay varios montes emblemáticos como el Naranco en Oviedo, Cubera en Villaviciosa y el Pagasarri en Bilbao, que han sido maltratados históricamente y ahora toca recuperarlos para los ciudadanos». Según Joaquín Arce, «la política forestal asturiana esta enfocada a mejorar las masas forestales para garantizar la continuidad en la actividad agropecuaria y su transmisión a jóvenes productores. Todas las actuaciones apuestan decididamente por mantener el empleo rural, fomentando los usos productivos y sociales del monte, incluyendo la educación ambiental y el turismo».

Para ello, Asturias está suprimiendo las subvenciones a especies invasivas como el eucalipto e introduciendo progresivamente primas para especies autóctonas que producen maderas nobles, de mayor valor añadido. La viabilidad de las explotaciones se refuerza mediante, «un plan para combatir las plagas por selección de variedades y trabajos de silvicultura como los turnos de corta menor y la entresaca» y «el mayor dispositivo de la historia para la extinción de incendios». Todo esto se combina con «técnicas científicas que aumentan el aprovechamiento comercial de las masas forestales, como el microrrizado de los plantones con hongos que tienen aprovechamiento comercial ya el primer año como por ejemplo Boletus edulis» (ontozuri o boleto comestible).

«El apoyo a las cooperativas forestales locales es muy importante en nuestras políticas», señala Joaquín Arce. «Se apuesta por muchas pequeñas obras de mantenimiento de masas forestales y de infraestructuras en los pueblos en lugar de grandes obras nuevas». Por ejemplo, «se ha minimizado la construcción de pistas forestales, optando por cubrirlas con macadán de piedra en lugar de asfalto u hormigón donde es necesario», particularmente en zonas de senda peatonal.

Finalmente, la política forestal asturiana ha creado un Banco de Tierras, destinado a «impulsar la conservación de los suelos agrícolas y su puesta en explotación. Se trata de que las vegas más fértiles no acaben siendo polígonos industriales en su totalidad, sino que lo que resta aún como suelo agrícola se transmita a nuevos productores que se vayan incorporando, con especial hincapié en la agricultura ecológica».

Comentario Cerrado