Oposición al ciclo combinado de La Pereda

Los Verdes de Asturias han formulado alegaciones en el trámite de consultas previas abierto por el Ministerio de Medio Ambiente relativo al proyecto de construcción de una nueva central térmica de ciclo combinado en La Pereda.
Los Verdes se oponen a ese proyecto por varias razones:
-No es necesaria, ya que Asturias produce más energía eléctrica de la que consume. No es rentable ni eficiente producir más: supone más contaminación para Asturias, con muy pocos empleos (unos 40 una vez construida la planta) y en el transporte se pierde un porcentaje elevado de la energía producida.
-Es falso que sea una buena opción medioambiental porque contamine menos que las térmicas tradicionales de carbón y acerque a los objetivos de Kyoto. Esa alegación de la empresa sólo sería cierta si la construcción de esta central supusiese el cierre de alguna otra de carbón, pero eso no se contempla en el proyecto. Por lo tanto, este proyecto supondría una nueva fuente de contaminación a añadir a las ya existentes, con lo que nos alejaría de Kyoto.
-Esa mayor fuente de contaminación perjudicará la salud de los vecinos, causará lluvia ácida, estropeará suelos del entorno que se podrían dedicar a la agricultura y ganadería. Y además la central ocupa un suelo que se podría destinar a otros usos que creasen más empleo sin contaminar.
-Las centrales térmicas son innecesarias: existen fuentes energéticas sostenibles completamente limpias, que no originan ninguna contaminación, y que podrían cubrir diez veces la demanda energética total (incluyendo la del transporte) de España en el 2050 con la tecnología actual, según reciente informe del Instituto de Investigaciones Tecnológicas de la Universidad Pontificia de Comillas. Y además crean más empleo.
-La central además precisaría de un nuevo tendido de alta tensión para conectarla a la red, con el peligro que los campos electromagnéticos suponen para la salud de los vecinos.
-Más fuentes de contaminación para el río Caudal.
-Posibles alteraciones del microclima del valle, en que ya existe otra térmica.
-Riesgos derivados de los grandes tanques de gasóleo, a instalar junto al río y no muy lejos de viviendas.
Los Verdes proponemos que se emprenda una nueva política energética, que proceda a la sustitución progresiva de las centrales contaminantes por fuentes de energía limpias (eólica, solar, geotérmica, biomasa, marina, etc.) y con un plan de cierre de centrales nucleares, que debe comenzar por el cierre inmediato de Garoña.
En Oviedo, a 22 de febrero de 2006.

Ver alegaciones

Comentario Cerrado