Magdalena Palou: “Habíamos puesto demasiados huevos en el cesto de la construcción”

Entrevista de Guillem Puig a nuestra compañera y amiga de la Coordinadora Verde Magda Palou, concejala ejecutiva de Vivienda del Ayuntamiento de Palma de Mallorca

Magdalena Palou Cànaves (Sóller, 1969) es licenciada en Ciencias físicas por la Universitat de les Illes Balears, siempre se ha dedicado a la enseñanza, ejerciendo de monitora de ciencias en la Fundación “La Caixa” y como profesora de matemáticas y tecnología de secundaria en el colegio Sant Vicenç de Paül de Sóller y en el Colegio Pius XII de Palma. Es miembro de Los Verdes de Mallorca desde el año 1991, y desde 2003 hasta 2007 fue concejal en Sóller como independiente en la lista del PSIB-PSOE. En el año 2007 fue nombrada Directora Insular de Asesoramiento Municipal del Consell de Mallorca; posteriormente (2009) pasó a ocupar el cargo de concejal ejecutiva de gobierno de Vivienda del Ayuntamiento de Palma. Ha sido también representante estudiantil en la universidad de las Islas Baleares, representante sindical en el colegio Pius XII y representante vecinal del 2000 a 2003 de la Asociación de vecinos de los *Estiradors i El Celler de Sóller.
Enérgica y decidida, Palou es la candidata de IniciativaVerds al Consell de Mallorca de cara a las elecciones autonómicas de mayo 2011.

Pregunta.- Para empezar, qué hace una sollerica encabezando la lista de InicitivaVerds al Consell de Mallorca?Respuesta.- IniciativaVerds nació como la unión de Iniciativa de izquierdas y Los Verdes de Mallorca. Antes de esta unión, los miembros de Los Verdes me habían elegido para encabezar la lista al Consell de Mallorca. Una vez unidos nuestros partidos, ahora ya desde IniciativaVerds, ratificaron la decisión depositando su confianza en mí para encabezar la representación de nuestro nuevo partido al Consell. Así mismo elegimos a Fina Santiago como representante al Gobierno y a Marisol Fernández para el Ayuntamiento de Palma. Como mujer es una satisfacción muy grande que IniciativaVerds haya elegido tres mujeres como representantes de la formación a las tres instituciones principales de nuestra comunidad.

P.- Qué valoración hace de la actuación del Bloc en la presente legislatura?R.- La crisis económica y las diferentes crisis políticas vividas a raíz de las imputaciones y detenciones de cargos de la anterior y presente legislatura no han dejado ver la actuación del Bloc en las diferentes instituciones. Empezamos mal, con las obras de Son Espases que se continuaron porque estaban empezadas y bien atadas. A pesar de todo, el balance del trabajo hecho es netamente positivo. Gracias a la gestión del Bloc al fin se ha protegido Muleta, Son Real, Cala Marçal, Cala Blanca, Alcanada, Cala Carbó, Sa Roca Lisa, Montport, Punta Pedrera, Benirràs y el Vilar. Se han incrementado las ayudas del Consell a los planes de obras y servicio, unas de las pocas ayudas importantes que reciben los ayuntamientos para afrontar importantes inversiones en los 53 municipios de la isla siendo actualmente de unos 11 millones anuales. Se ha dado un fuerte empuje a las agendas locales XXI en gran parte de los municipios de las Baleares. Se han cursado 16.000 expedientes de dependencia, se han creado 750 plazas de personas mayores dependientes y 690 para personas discapacitadas en las Baleares; y hemos trabajado por la acogida lingüística de los inmigrados, usando el catalán como herramienta para la integración, entre muchas más actuaciones.

P.- Usted sería partidaria de reeditar otro pacto político con los actuales socios para frenar el acceso del PP a las instituciones? Lo reeditaría con UM?R.- Siempre uso el mismo símil: es mejor estar en la cocina cuando se prepara lo que tienes que comer, así puedes elegir aquello que tendrás en la mesa, por lo tanto creo que es importante estar en el gobierno, eso sí, no tiene que ser a todo precio. En Sóller ha funcionado bastante bien el pacto con UM, ¿no es cierto? Se tiene que valorar mucho lo que pueden dar de si los posibles pactos, los pros y los contras, lo que se tendrá que ceder o lo que se tendrá que exigir y sobre todo aquello que se puede ofrecer a la ciudadanía con las acciones de gobierno. Y si la propuesta es seria, positiva y factible… la ciudadanía es quien tiene la palabra con la fuerza del voto.

P.- Ustedes han llegado a acuerdos con el PSMpara volver a presentarse por el Bloc. Este grupo se encuentra ya cerrado o se pueden incorporar nuevas formaciones?
R.- Bien, en realidad no será el Bloc, desgraciadamente no todos los que creíamos en el Bloc lo hicimos del mismo modo. A nivel Mallorca el pacto que tenemos firmado es PSM-IniciativaVerds.

P.- Cree que la división del voto de izquierdas y nacionalista acabará favoreciendo al PP?R.-En nuestra comunidad el PP tiene un arraigo muy importante y fuerte que es difícil de cambiar, a pesar de que su anterior líder, Jaume Matas, haya reconocido ante las cámaras de IB3 que no cumplía con las obligaciones tributarias de cualquier ciudadano del Estado, que no pagaba a Hacienda lo que tenía que pagar, a pesar de los casos de corrupción que se han destapado, a pesar de las infrastructuras carísimas que han promovido y que nos han endeudado para toda nuestra vida y un poco más, y que además no sirven para aquello que fueron concebidas o tienen graves deficiencias (velódromo o metro)… A pesar de todo esto, todavía hay gente que cree que pueden “gestionar” bien.

P.- Cree que es posible frenar el “presumible” desembarco del PP a las instituciones como resultado de las elecciones autonómicas 2011?R.- Si no creyera en nuestra propuesta, que hay otra manera de gestionar, que se puede tratar de ahorrar en muchas cosas y aumentar la inversión en educación, sanidad y en transporte público, en otra gestión del territorio, … no estaria aquí, estaría en casa, puesto que es más cómodo criticar que actuar. La realidad que nos toca vivir estos años es muy cruda para mucha de gente. No volveremos a niveles de vida anteriores por mucho que vuelvan gobernantes anteriores. Esto no se puede perder de vista. Creo seriamente que se tiene que trabajar para mantener la sociedad del bienestar, entendida esta como la que, entre otros derechos, proporciona educación y sanidad gratuitas para todo el mundo. Creo que tenemos que mantener aquello que tantos años de lucha ha supuesto a los trabajadores, creo que estos derechos ganados con mucho esfuerzo se tienen que mejorar y no menguar. Por lo tanto trabajaremos por aquello que creemos firmemente.

P.- Usted ha sido directora insular de Asesoramiento Municipal del Consejo. Cuáles son los principales problemas que afectan en los pueblos de nuestra isla?R.- Hay una carencia de financiación considerable, pero es que también hay asumidas unas funciones por parte de los ayuntamientos que no son propiamente municipales. Con esto no quiero decir que se dejen de dar estos servicios, pero se tiene que trabajar para que llegue financiación para estas tareas y servicios. En un estudio que hicimos desde el departamento de Cooperación Local vimos que, sobre todo los municipios de menos de 20.000 habitantes, dedican un 55% de su presupuesto a funciones y servicios que no les son propias. Así mismo, en la ronda anual de visitas a los municipios pudimos constatar que muchos municipios disponen de infrastructuras que han construido con financiación externa (Pla de Obras y Servicios u otras subvenciones) y que después no pueden mantener: piscinas cubiertas, centros de día, teatros… No quiero decir que no se tengan que hacer, pero sí que se tendrían que mancomunar y poner al servicio de los residentes de municipios vecindarios.

P.- Como especialista en vivienda: es posible crecer económicamente dejando de construir?R.- Esta pregunta tiene doble trampa, no soy especialista en vivienda, solo soy la concejal de Vivienda del Ayuntamiento de Palma; en la concejalía hay técnicos especialistas, que son los que de verdad saben. En cuanto al crecimiento económico: vivimos en un mundo muy grande pero finito, donde no tenemos recursos a voluntad, sino limitados. Uno de los problemas que ha destapado la crisis es que habíamos puesto demasiados huevos dentro del mismo cesto: el de la construcción. Hemos construido en pocos años aquello que se podía haber hecho en el triple de años y ahora no hay mercado para todo el mundo. Hay sectores como el de las energías renovables a explorar. En la construcción se ha de afrontar la rehabilitación del parque de viviendas existentes que se tiene que hacer sí o también, puesto que tal como tenemos las viviendas perdemos mucha energía y lo podríamos evitar con mejoras en el aislamiento, cubiertas o en los cerramientos. La agricultura y la ganadería ecológicas son caminos a explorar y un filón en el mercado. Se ha ido dejando el campo y la montaña y es necesario que se recuperen, que los jóvenes vean una salida (esto sólo se puede hacer con cambios impulsados desde Europa hasta aquí, en materia de subvenciones a la ganadería y a la agricultura), la figura del «marger» también es una salida a algunos trabajadores del sector de la construcción. La propuesta del PVE, GREEN NEW DEAL, nuevo pacto verde para el impulso de la economía, recoge muchas propuestas que van en este sentido.

P.- Qué es el decrecimiento sostenible?R.- Es pensar que con menos para cada uno de nosotros hay más para todo el mundo; se trata de pensar en reducir la llamada “huella ecológica” que es el conjunto de recursos naturales que consumimos para mantener el nivel de vida actual. A guisa de ejemplo, el pasado viernes, en Madrid, pude asistir a la presentación del estudio “21 horas” de la New Economics Foundation y traducido por Ecopolítica que habla de esto mismo. Lo que se propone es que si trabajáramos 21 horas a la semana en lugar de las cuarenta actuales tendríamos más tiempo para nuestros hijos y para nuestros mayores, para nosotros mismos y para dedicar a la sociedad (asociaciones, política, ONG’s) y sobre todo habría trabajo para todo el mundo. Es cierto que también cobraríamos menos; pero tranquilos, se plantea como un debate a tener presente y en todo caso dejan claro que sería un cambio progresivo y a treinta años vista, no nos asustemos!!! Esta es una de las partes del decrecimiento sostenible.

P.- Si se declara la Sierra patrimonio mundial de la UNESCO, como afectará esta medida a los labradores y propietarios de tierras a la Sierra?R.- Muy probablemente podrán tener acceso a un mayor número de inversiones por parte de las diferentes administraciones por el hecho de mantener el paisaje y, por supuesto, es muy bueno para nuestro maravilloso territorio, puesto que el reconocimiento mundial de la singularidad de nuestro paisaje es una promoción turística inestimable que va directamente a la desestacionalización. Se favorecerá el turismo de caminantes, un turismo respetuoso con el medio ambiente y con las costumbres de la tierra, que busca productos locales, singulares y diferentes a los suyos, que busca aquello que en su lugar de origen no tiene: nuestro paisaje y nuestra identidad.

P.- Como ecologista, cuáles son los principales retos de Sóller?R.- Reconducir (si todavía estamos a tiempo) la progresiva contaminación por fecales de nuestras fuentes; recuperar el fondo marino y la riqueza de pescados y marisco que teníamos hasta no hace demasiado tiempo; recuperar el olivar que cada vez más se ve invadido por el pinar; poner en valor los huertos que se están echando a perder; acoger e integrar los recién llegados para una convivencia enriquecedora para todo el mundo; conservar el paisaje que es nuestro principal atractivo turístico; reducir el uso del coche en pequeños desplazamientos, en definitiva, hay mucho trabajo por hacer por parte de todo el mundo.

P.- Cree que la crisis que sufrimos en la actualidad puede acabar favoreciendo el campo mallorquín, abandonado para trabajar en el turismo?R.- Las crisis son oportunidades de cambio, y como tal el campo ofrece una salida. Las producciones locales son menos costosas en energía, se emiten menos toneladas de CO2 para el transporte de la producción y por lo tanto se tiene que favorecer desde la administración la recuperación del producto local, en ganadería y en agricultura. Una buena opción en mi opinión.

P.- Para acabar, como le gustaría ver el Ayuntamiento de Sóller de aquí a un año?R.- Con una mejora en las arcas municipales, que permita acciones de gobierno e inversiones necesarias para el municipio.

Comentario Cerrado