Acto en Avilés «El agua es de todos»

Enrique FERNÁNDEZ (Los Verdes)
El agua es un bien imprescindible que necesitan todas las personas en unas cantidades y calidades mínimas vitales. No debe estar sometida a especulación, por eso la captación, potabilización, distribución y saneamiento del agua han de permanecer por completo en el sector público, bien directamente, bien por medio de una empresa pública.

Ejemplos hay de empresas públicas que funcionan bien, y de empresas privadas que funcionan mal.

No estamos hablando de contratar una obra o servicio, sino de una administración que quiere externalizar sus responsabilidades; si lo hace, pierde capacidad de decisión, que pasa a empresas privadas. La concesión de toda la gestión del agua por un plazo de 50 años a cambio de aportar al Ayuntamiento 32 millones de euros dejaría al Ayuntamiento cautivo en cuanto a políticas a desarrollar. ¿Promoverá el ahorro una empresa que se lucra si aumenta el consumo? En Oviedo (privatizada) aumenta el consumo y en Gijón (empresa pública) disminuye.

Si una empresa paga 32 millones de euros a cambio de la concesión de la gestión integral del agua de Avilés los próximos 30 ó 50 años, debemos pensar que ese dinero sale de algún lugar.

La empresa tiene como objetivo ganar dinero y debe repercutir también el coste financiero de esa cantidad.

Hay tres posibles formas de obtener ese dinero:
Una es a costa de los trabajadores. Categorías equivalentes están entre un 20 y un 100% mejor remuneradas en otros convenios que el del agua. De ahí el abaratamiento del coste al “privatizar”: los trabajadores ponen la diferencia.

Otra es el incumplimiento de las inversiones en mantenimiento de la red comprometidas.

Una tercera posibilidad es la especulación, la empresa concesionaria podría enajenar su concesión (si la empresa fuese mixta, los accionistas privados transmitir sus acciones) realizando beneficio puramente especulativo a costa de una expectativa.

La vigilancia y la inspección son igualmente necesarias sea pública o privada la empresa gestora. La flexibilidad en la contratación de servicios auxiliares, la capacidad para endeudarse o contratar personal interino es la misma en ambos modelos.

En resumen, la empresa privada tiene flexibilidad para adaptarse al negocio; la pública la tiene para adaptarse a las necesidades de la gente, de la sociedad, del medio ambiente.

En Avilés se pretende obtener una suma importante a cambio de ceder a una empresa la gestión de un servicio asignado por ley a los ayuntamientos. Se cobra a cambio de ceder la gestión técnica y una cierta parte de la capacidad de decisión política.

José Fernando Díaz RAÑóN (concejal IU Avilés):
En Avilés se ha ido renovando la red según se hacían arreglos de calles. Tuberías que tengan más de 30 años (a cambiar pues) quedan en la Miranda, Valliniello, parte derecha de Llano Ponte y el Quirinal viejo. Hay una zona en renovación ahora mismo, el resto es casi nuevo.
Hay unas 100 empresas o negocios y 800 viviendas que no pagan por el agua, y otras 500 en el limbo. Hay calles enteras sin licencia de obras y sin nada, y no pagan. A día de hoy los ingresos por alcantarillado son de unos 500.000 euros al año y otros 3.500.000 de euros de tasas de agua potable. TOTAL INGRESOS 4.000.000 €/año
Los gastos son 720.000€/año a CADASA, 1.400.000 de gestión (19 personas + materiales y obras) y 250.000 €/año a Recaudación del Principado que cobra los recibos. TOTAL GASTOS 2.500.000 €/año.
Luego, hay 1,5 M€ de beneficios que van a la caja del Ayto y los destina a lo que quiere.
Hay que reparar la depuradora por valor de 1,2 M€, que se puede hacer en un año o en más; se ve que hay dinero de sobra y no hay necesidad de privatizar nada. La intención del PSOE en Avilés es hacer caja para destinar el dinero a lucirse de aquí a las elecciones a costa de la gestión del agua en el futuro. Los Ayuntamientos dentro de unos años no tendrán ni dinero ni la gestión del agua, es el modelo de Gabino de Lorenzo, que ahora no dispone de fondos ni siquiera para cubrir los gastos corrientes del Ayuntamiento de Oviedo. El recorte a los grupos municipales no es por fastidiar a la oposición, que también, sino porque no hay dinero y ya tienen todo privatizado y cobrado y gastado para medio siglo.

(a preguntas del público): La empresa que limpia y baldea lo hace con agua municipal potable que no paga según el contrato que tiene, así que tendría que hacerse cargo el Ayuntamiento del pago, si se privatiza, del consumo anual que tiene, de 850.000 metros cúbicos al año.

Otros contratos de jardinería o de reparación de aceras con empresas privadas no tienen nada que ver. El de aceras es un contrato de 100.000€ para reparar aceras, no se cede ninguna gestión, se contrata un trabajo y se paga por él a una empresa. El de jardinería es una ampliación fijada por el contrato existente, para lo mismo, trabajos que paga el Ayuntamiento para mantener zonas verdes; si aumentan aumenta el contrato proporcionalmente.

Jesús Montes Estrada, CHURRUCA (concejal IU en Xixón)
Desde 1996 la Empresa Municipal de Aguas de Gijón (EMA) viene invirtiendo 3000 Mpta/año.
Se podría autoabastecer Xixón con sus propios acuíferos en un 80%, pero secaría el río Peña Francia; para evitarlo se compra a CADASA.
Las cooperativas de usuarios acabaron todas voluntariamente en la EMA, ya no queda ninguna en Xixón.

El consumo fue disminuyendo hasta rebajar el total de hace más de 20 años, pese al crecimiento de la población. Las pérdidas de la red son menores del 10%, cuando la media en Asturias es del 35 % y en Oviedo más del 40%. Hay 1000 km de red de tuberías con antigüedad media de 12 años.

Hay una tarifa por tramos, que se va a mejorar incluso con más fracciones dentro de poco, de manera que hasta 40 m3 se pagan 0,3786€/m3, a partir de 40 cuesta 0,5 €/m3 y más de 60 a 0,7€/m3. Y paga todo usuario.
El consumo medio de tres personas es de 22 a 25 m3 bimestre, son menos de 10 euros cada dos meses, de lo más barato de España.
Consumo per cápita global es de 238 l/hab y en domicilios es de 172,5 l/hab

Trabajan en la EMA 172 personas, jornada de 35 horas, 31 días de vacaciones, un convenio bueno y propio, nada que ver con el nacional.
El absentismo es muy bajo, del 3,74%; eso indica empleo de calidad.

En 2007 la EMA tuvo 1.700.000 € de beneficio, que asigna a inversiones el año siguiente. Incluso hace obras para el Ayuntamiento cuando éste no puede. El Ayuntamiento no pone un céntimo en la EMA.
En 2009 tienen un presupuesto de 35 M€ de los cuales 9 M€ son de inversión.

En resumen, buen servicio, buenas condiciones laborales, un gerente que cree en la empresa pública, sale barato, es rentable, buscando el ahorro y la sostenibilidad y totalmente público. También hay problemas, como en todas partes.

Atención al ejemplo de Zaragoza, que privatizó el agua, al cabo de unos años la empresa quebró y el Ayuntamiento tuvo que recuperar la concesión, quedarse con las deudas y gastar en lo que no había mantenido la concesionaria. Ahora es pública otra vez…

La EMA podría hacerse cargo del agua de Avilés. Ya abastece a Bimenes, Laviana, Villaviciosa, y sanea parte de Carreño.
No entiende por qué el PSOE dice en Avilés lo contrario que hace en Xixón.

Comentario Cerrado