El Parlamento europeo se niega dar la marca «verde» a la incineración.

El Parlamento europeo se niega dar la marca «verde» a la incineración.

El pasado día 13, el Parlamento europeo ha aprobado la revisión del Reglamento sobre residuos en la Unión Europea.

David Hammerstein, eurodiputado de Los Verdes, ha declarado:
«El problema del crecimiento de los residuos es cada día más grave: cada persona produce en Europa una media de 534 kg. de residuos cada año. España es de los países europeos donde más crecen nuestros deshechos. El voto de hoy muestra que la reducción, la reutilización y el reciclaje deben de ser las prioridades de nuestro modelo de gestión de residuos.

Los Verdes están muy contentos con el Parlamento ya que se posiciona por la estabilización de la generación de residuos antes del año 2012. La reducción de nuestra generación de basura es un objetivo a conseguir a medio y a largo plazo si queremos frenar la destrucción ambiental y tomar el cambio climático en serio.

El rechazo de la recalificación de la incineración como «recuperación o revalorización energética» envía una señal positiva para la protección ambiental y pone en entredicho los múltiples proyectos de incineración actualmente en marcha en España. Esta disposición hubiera dado el beneplácito a la incineración como una forma de «recuperación» de residuos, dando la impresión que las incineradoras son beneficiosas para el medio ambiente y la salud, nada más lejos de la verdad.

Es importante recordar que todos los residuos capaces de ser reciclados deben ser recuperados mientras la incineración debe ser considerada solo como un último recurso para ser utilizada bajo un control estricto ambiental y sanitario para una reducida cantidad de deshechos que no pueden ser reciclados o reutilizados.»

Comentario Cerrado